¿DÓNDE PONGO MI DINERO?

Los sectores que más te convienen

¿DÓNDE PONGO MI DINERO?

[Por Manuel Guzmán* / Ilustraciones Tomás Benítez]

Sectores6

México se ha distinguido en los últimos años por ser un país responsable en el manejo de sus finanzas públicas y comprometido con el objetivo de mantener los equilibrios macroeconómicos, lo que contrasta con el desempeño de las economías avanzadas cuya fragilidad económica y financiera las tiene sumidas en una profunda recesión o en un precario estancamiento.

Después del fuerte descalabro registrado en 2009, cuando la economía del país se contrajo -6.2%, México pudo emprender el camino del crecimiento.

Las condiciones han cambiado. El país enfrenta una perspectiva mucho más positiva que nos ubica en la antesala de un periodo de mayor prosperidad si se logra aprovechar el momento de prestigio por el que atraviesa el país, y se logran los acuerdos necesarios que permitan acotar los riesgos del contexto internacional y potenciar las fuentes del crecimiento.

La economía mundial

Si bien la economía mexicana mostró un desempeño favorable en 2012, no estuvo exenta de un impacto negativo en diferentes ámbitos debido a dos factores: el primero proveniente de la desaceleración de la demanda externa y el segundo derivado del aumento en la aversión al riesgo como resultado de la incertidumbre en los mercados financieros internacionales.

La incertidumbre proveniente de los problemas estructurales de las principales economías europeas ocasionó un incremento en las primas por riesgo, generando inestabilidad en los mercados financieros internacionales.

La primera mitad de 2013 se caracterizará por una baja actividad económica y será hasta el segundo semestre cuando se observe un mayor dinamismo gracias a las acciones coordinadas de los diferentes miembros de la zona euro. Aunado a esta mejor perspectiva, se podrá observar una mejoría en el comercio internacional.

De acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), el comercio mundial crecerá 4.5% en comparación con 2012. Esto implica un incremento en las exportaciones de las economías avanzadas de 3.6%, y de 5.7% para las emergentes, aumentando la demanda de materias primas y bienes manufacturados.

En el mediano y largo plazo, existe una relación positiva entre el ciclo económico y la inflación; es decir, cuando la actividad se encuentra en la parte alta del ciclo, los precios también lo hacen, mientras que en recesión los precios tienden a contraerse. En las economías avanzadas, los precios convergerán al objetivo de los bancos centrales, mientras que en las emergentes puede haber presiones inflacionarias debido a la reactivación económica que propiciará el comercio internacional.

Nuestro vecino del norte

Estados Unidos es uno de los países cuyo crecimiento no se ha visto gravemente afectado por el entorno internacional, aunque sí ha disminuido su paso. Ha reportado cifras de crecimiento anual positivas desde el primer trimestre de 2010, cuando se dio por concluida su etapa de recesión. No obstante, en 2012, el crecimiento de la producción industrial y su componente manufacturero, moderaron su dinamismo ante un menor impulso proveniente de la demanda externa.

A pesar de un desempeño relativamente defensivo, y lejos de una etapa recesiva, la economía estadounidense sigue mostrando una persistente debilidad del gasto en consumo debido a la lenta recuperación del empleo y al deterioro de la confianza de los hogares que aún se encuentran en el proceso de reducción de su endeudamiento.

Los efectos favorables de las medidas adoptadas por las autoridades financieras, tanto de economías avanzadas como emergentes, se reflejarán en una mejoría paulatina de su PIB a lo largo de 2013: la variación pasará de 1.9% en el primer trimestre del año a 2.5% en el último. Este desempeño asume que el llamado “precipicio fiscal” no ocurrirá, ya que de presentarse, la economía se contraería -0.5% en términos anuales. Una visión más positiva de esta problemática asume que la nueva administración tomará las medidas necesarias para evitar el colapso de la economía.

Sectores5Sectores4

México: ajustando las velas

Frente a este entorno de debilidad global, México se ha presentado al mundo como un país con sólidos fundamentos y con una trayectoria de crecimiento positiva. De hecho, los pronósticos del PIB se han venido ajustando al alza a pesar del deterioro del entorno externo, esperándose una expansión cercana a 4% para en cierre de este año.

Los principales elementos que explican el positivo desempeño de la economía mexicana son el crecimiento del sector exportador y un persistente fortalecimiento del mercado interno, gracias a mayores niveles de empleo y al incremento de la confianza de los consumidores, quienes son más proclives a ejercer un gasto creciente.

Nuestro país enfrenta una situación de contraste frente a otras economías. Por un lado, la economía se encuentra en una etapa de expansión que, seguramente, se prolongará hasta 2013; por otro, enfrenta presiones inflacionarias que han llevado al Índice Nacional de Precios al Consumidor a un nivel que superó, en los últimos meses de 2012, la cota superior del intervalo establecido por la autoridad monetaria de 3% (más-menos un punto porcentual). El Banco de México (Banxico) ha señalado que la razón que explica este fenómeno es el súbito incremento en el precio de algunos productos agropecuarios, cuya producción se vio afectada por factores climatológicos y por el brote de la influenza aviar en algunas zonas productoras importantes del país.

Estas presiones inflacionarias, de acuerdo con Banxico, no representan un fenómeno generalizado de aumentos en los precios, además de que no se han observado efectos de segundo orden en el proceso de formación de precios, por lo que se estima que tendrán un carácter transitorio. Así, la inflación debe recuperar una trayectoria descendente que la ubique entre 3% y 4% en el mediano plazo.

La calidad de los fundamentos macroeconómicos de México ha derivado en que el país se haya convertido en un polo importante de atracción de recursos financieros, fenómeno que seguramente se mantendrá en 2013. No obstante, el gran reto es consolidar un crecimiento elevado y constante en los siguientes años, para lo que resulta fundamental elevar los niveles de productividad y competitividad. Esto será posible sólo en el marco de una profunda transformación estructural de la economía.

La economía mexicana crecerá nuevamente a tasas cercanas a 4% en 2013 debido a tres factores:

  • La demanda privada seguirá mostrando una evolución favorable, impulsada por la creación de empleo y el mayor otorgamiento de crédito al consumo.
  • El panorama previsto para Estados Unidos impactará positivamente las ventas de productos manufacturados hacia aquél mercado.
  • Una recuperación modesta para la eurozona y más acelerada para las economías emergentes tendrá un efecto positivo en el ritmo del comercio mundial, de manera tal que la mayor competitividad de la economía mexicana tomaría ventaja de esta expansión comercial.

Es previsible que el peso mexicano se fortalezca y cierre 2013 en un nivel de $12.30 pesos por dólar, gracias al flujo de capitales que detonaría la combinación de un entorno caracterizado por estabilidad macroeconómica, la expectativa favorable sobre la aprobación de reformas estructurales y un diferencial de tasas de interés muy favorable para México.

Hay que destacar que la inflación para el siguiente año gravitará alrededor de 4%, que es la cota superior establecida por Banxico, lo que podría derivar –tarde o temprano– en una restricción de la política monetaria.

Sectores3

Sector por sector

México seguirá expandiéndose en 2013 y todos los sectores de la economía registrarán variaciones positivas aunque algunos despuntarán de manera importante.

A) Las actividades primarias, que representan 3.7% del total de la economía, mostrarán un crecimiento moderado de 2.7% anual. Este comportamiento se debe principalmente a que el sector agrícola crecerá a una tasa menor a la de años anteriores, mientras que el ganadero y el forestal lo harán a tasas similares de 2012.

Escenario de crecimiento moderado en 2013:

Primer trimestre

Segundo trimestre

Tercer trimestre

Cuarto trimestre

2.8%

2.5

2.3%

3.2%

Fuente: Banco Ve Por Más.

B) El sector industrial, o secundario, apoyará de manera preponderante la evolución de la economía al conservar su dinamismo. La construcción será uno de los sectores más dinámicos en el mediano plazo, al igual que las manufacturas. En 2013, la industria se expandirá 4.6%, como resultado de un buen comportamiento de los tres sectores principales: minería, manufacturas y construcción.

Los requerimientos de una economía en expansión se verán reflejados en un crecimiento de la  extracción de minerales metálicos y no metálicos de 5.1%, mientras que la extracción de petróleo y gas aumentará 1.3%. El conjunto de la rama minera aumentará 2.1% en 2013. Cabe destacar que los precios del crudo podrían aumentar si la demanda de los principales consumidores se acelera, como China y Estados Unidos. La expansión de este sector se verá apoyada por un buen desempeño de la producción manufacturera, que utiliza muchos de estos productos como insumos.

Para el sector manufacturero (que representa 18% del PIB) se espera una expansión de 5.2% respecto a 2012, destacando de manera significativa la producción automotriz que se perfila nuevamente como el motor del sector industrial del país. Desde finales de 2011, y en el transcurso de 2012, diferentes empresas automotrices anunciaron fuertes inversiones en nuevas plantas para satisfacer la creciente demanda esperada en el mediano plazo.

Tan solo seis empresas han anunciado la inversión de alrededor de $6,900 millones de dólares en nuevas plantas durante los siguientes años, lo que se traduce en un crecimiento de 12% en la producción de los socios de Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) para 2013, alcanzando un total de 3.4 millones de vehículos.

La industria de alimentos crecerá 3.5%, mientras que el de bebidas y tabaco lo hará en 3.9% y el de vestido 3.5%. La industria química tendrá un mejor comportamiento al tener una variación positiva de 1.5%, mayor al 0.6% de 2012. La recuperación del mercado laboral y una mayor confianza de los consumidores darán sustento a un mejor desempeño de estas ramas de la economía.

El sector de la construcción tendrá un buen año y se consolidará como uno de los de mayor potencial en 2013 debido al impulso que recibirá por parte de la nueva administración. Bajo este escenario, crecerá a una tasa de 4.9%, muy por encima de su promedio de largo plazo (de 18 años) de 3.2%. Las obras de edificación tendrán un aumento de 4.1%, mientras que las de ingeniería civil o pesada lo harán en 6.3%. En términos trimestrales, la primera mitad del año registrará los mayores crecimientos y se observará una moderación al final del año.

C) El sector de servicios se encamina a consolidar una tendencia de alza debido a diversos factores que incidirán sobre el poder adquisitivo de los consumidores. La aprobación de la iniciativa preferente de la reforma laboral, generará un mayor dinamismo en el mercado laboral derivado de la flexibilización que se le dará a la contratación, lo que incrementará los incentivos de las empresas para abrir nuevos puestos de trabajo. En este sentido, para todo 2013 se podrían generar 801,200 nuevos empleos.

Vale la pena destacar que, a diferencia de lo ocurrido en las economías avanzadas, en México la banca mantiene una extraordinaria fortaleza que se ha reflejado en un crecimiento constante del crédito, tenencia que seguramente se mantendrá en 2013 mostrando tasas de crecimiento de dos dígitos (18.3%), lo que dará soporte a una evolución satisfactoria del consumo.

El incremento en ventas de los comercios minoristas será de 3.4%, lo que estaría apoyado por la actividad del subsector de tiendas de autoservicio y departamentales y de vehículos de transporte, en congruencia con la mayor expansión de la capacidad productiva de automóviles que se verá en el próximo año. De esta forma, el consumo privado aumentará 1.6%, aunque en términos trimestrales el comportamiento será muy desigual debido a un efecto estadístico. Así, en el primer trimestre se observará un retroceso de -1.9% (debido a que la base de comparación del primer trimestre de 2012 es muy alta, ya que creció 9.5%), aunque en los trimestres subsecuentes se observarán incrementos anuales de entre 2.4% y 3.1%.

Diseño de un portafolio patrimonial

Como se ha señalado, México se encuentra en una situación privilegiada. Sin embargo, no está exento de la posibilidad de verse afectado por los profundos desequilibrios macroeconómicos que enfrenta el mundo. Recesión, incremento en las primas de riesgo, recorte en las calificaciones de algunas naciones y movilizaciones sociales, son algunos de los elementos que podrían detonar una mayor incertidumbre y volatilidad en los mercados financieros, lo que a su vez podría incidir negativamente en el desempeño de la economía nacional.

Reconociendo los riesgos que persisten en la economía global, es precisamente en estos momentos cuando se pueden encontrar oportunidades de inversión que reditúen en una rentabilidad importante de los portafolios. Pero para que esto sea así, se necesita disciplina, prudencia y visión de largo plazo. A continuación se presentan los pasos clave para establecer un proceso de inversión que, de aplicarse de manera disciplina, permitirá obtener resultados positivos a lo largo del tiempo.

Sectores2

1. Perfil de inversión

La determinación del perfil de inversión ayuda a conocer las necesidades particulares de cada persona y a establecer de manera correcta la estrategia de inversión a seguir. El perfil se construye con base en tres indicadores:

  • Tolerancia al riesgo
  • Horizonte de inversión
  • Objetivo financiero (que se define como lo que se espera obtener de la inversión)

2. Establecer la estructura del portafolio

Se trata de una cartera que representa la proporción que se deberá invertir en mercado de dinero, de capitales, instrumentos internacionales y liquidez, de acuerdo con los resultados del perfil de inversión. La forma en la que se estructura un portafolio es la decisión individual más importante que se tiene que tomar al diseñar una estrategia eficiente, ya que explica 92% del desempeño total.

3. Diversificar eficientemente

El proceso de diversificación implica definir claramente el tipo de instrumentos que se incluirán en cada uno de los segmentos del portafolio, es decir, qué tipo de activos se incluirán en mercado dinero, mercado de capitales, etcétera. Los inversionistas exitosos deben tomar tres decisiones importantes:

  1. Cuántos activos incorporar en cada mercado
  2. Qué activos formarán parte de la cartera
  3. Qué porcentaje se incluirá cada activo

Esta decisión es importante y requiere de tecnología de punta con el fin de obtener portafolios óptimos.

4. Rebalancear continuamente el portafolio

El rebalanceo se debe entender como un proceso ordenado que permite mantener la estructura del portafolio que resulta del perfil de inversión y a través del cual se evita correr riesgos innecesarios derivados de una sobre o sub exposición no deseada, que surge de los movimientos naturales de los mercados financieros.

Asumiendo que cada inversionista tiene un perfil diferente, se podría establecer que una estructura conservadora implicaría una inversión de 60% en deuda y 40% en mercado accionario, independientemente de la liquidez necesaria para aprovechar oportunidades que se presenten en los mercados.

En la gráfica Estrategia de diversificación podemos ver una selección inicial de acciones para invertir en un portafolio, en el componente de renta variable.

Hay que tener presente nuevamente, que los mercados son dinámicos y que los aspectos fundamentales de las compañías que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) pueden cambiar de acuerdo al contexto económico, lo que hace imprescindible el monitoreo constante de las estrategias de diversificación y rebalanceo de los portafolios.

Sectores1

La gran oportunidad

La experiencia de los últimos 18 años muestra que la estabilidad macroeconómica es una condición necesaria pero no suficiente para lograr mayores tasas de crecimiento y los niveles de desarrollo que requiere el país. Pero ahora que sabes cuáles son los sectores con mejores perspectivas para el siguiente año, puedes conformar un portafolio que te dé buenos rendimientos.

*Manuel Guzmán es director ejecutivo de administración de portafolios y análisis y estrategia económica de grupo financiero Ve Por Más.
Anuncios

2 pensamientos en “¿DÓNDE PONGO MI DINERO?

  1. Buen día, gracias por este espacio con información altamente útil, cual sería para ti una recomendación de un portafolio de crecimiento y agresivo para este 2013, que emisoras pueden ser altamente recomendables adicionales a las que presentan en tu artículo
    Saludos!!

    • Hola Arturo:
      Tu pregunta sólo puede ser respondida por un asesor financiero, pues es difícil armar un portafolio personalizado sin conocerte. A lo largo de las ediciones de nuestra revista vamos mencionando y haciendo análisis de algunas acciones en el mercado bursátil, que te pueden servir como refrencia, pero la decisión sólo la puedes tomar tú sobre dónde invertir y cómo armar tu portafolio.
      Te recomiendo que visites nuestras secciones Bajo la lupa y Mercados, donde encontrarás más información al respecto:
      https://revistainversionista.wordpress.com/category/bajo-la-lupa/
      https://revistainversionista.wordpress.com/category/mercados/
      También te sugiero que le des seguimiento a las recomendaciones (compra, venta y retener) que dan cada semana las casas de Bolsa en sus páginas de internet.
      ¡Saludos!
      Dr. Milton

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s