HERRAMIENTAS PARA INVERTIR EN BOLSA

*Artículo publicado en la versión impresa de la revista de julio de 2012.

Potencial de mayor corrección

HERRAMIENTAS PARA INVERTIR EN BOLSA

[Por Carlos Ponce*]

No soy pesimista. Soy un optimista bien informado.

Antonio Gala

¡GRACIAS! Imposible no iniciar la columna de este mes, sin expresar mi enorme agradecimiento por el espacio que muchos de ustedes hicieron posible el pasado 21 y 22 de mayo, en las instalaciones de la Bolsa Mexicana de Valores, durante nuestro Segundo Seminario Bursátil Los ganadores están en la Bolsa. Poco más de ocho horas llenas de reflexión, información, experiencias, estrategias, indicadores, metodologías, preguntas, respuestas y resultados. Como en muchos eventos de este tipo, cada quien lo “vive” de manera diferente. Yo me quedo con un muy agradable sabor de boca y el compromiso de seguir COMPARTIENDO y difundiendo lo que considero las formas correctas de participar en esta alternativa de inversión… De nuevo, muchas, muchas gracias.

Modelos de opinión contraria

Entre las distintas formas de interpretación de variables existen aquellas que proponen modelos de “Opinión Contraria”. Una manera fácil de entenderlos es reconocer que, en el tiempo, los inversionistas ganadores han sido aquellos que tuvieron lo necesario para comprar en momentos de crisis (pánico) y vender en épocas de bonanza (euforia). En esta misma columna hemos comentado nuestro modelo de Valuación por Múltiplos a Largo Plazo (MVLP) como un ejemplo de dicha estrategia. El modelo identifica rangos históricos de valuaciones como el múltiplo FV/EBITDA (máximo, mínimo y promedio) y propone mayores o menores exposiciones en el mercado accionario, en función de la cercanía de estos rangos y del propio perfil del inversionista (conservador, moderado, de crecimiento y agresivo).

Modelo Pánico-Euforia

Hace tiempo también comentamos sobre un modelo de opinión contraria, desarrollado por el estratega, Tobias Levkovich, llamado Modelo Pánico-Euforia (Panic/Euphoria Model). La gráfica del modelo, que se publica periódicamente en la prestigiada revista internacional Barron’s, busca “calibrar” el sentimiento del participante, para traducirlo en la probabilidad del movimiento del mercado accionario en los siguientes 12 meses. El modelo de Levkovich ha sido probado para un periodo de 18 años con buenos resultados. La metodología no se precisa pero sabemos que incluye la medición de:

  • Balance de deuda
  • Volumen de operación en las Bolsas en Estados Unidos
  • Opciones put (opciones de venta)
  • Encuestas de sentimiento
  • Futuros de commodities
  • Precios de gasolina
  • Otros

Cuando el índice entra a la zona de pánico existe 80% de posibilidad de que la Bolsa (EU) suba en los próximos tres a seis meses y 95% de probabilidad de un alza en el siguiente año.

La Bolsa puede bajar más

Actualmente (principios de junio), aunque el indicador está entrando a zona de pánico(ver gráfica), esta no es tan profunda o alarmante como para sugerir compra (la última vez sucedió en octubre pasado, con acierto). Otros indicadores, como el índice VIX, tampoco dejan ver un pánico (volatilidad) extremo, mientras que los comparativos de múltiplos históricos (MVLP) recuerdan que el FV/EBITDA actual de 8.5x es todavía mayor que el 8.4x promedio de los últimos cinco años. Todos estos indicadores sugieren que pese a la caída acumulada y a la incertidumbre actual, el Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) tiene todavía espacio para seguir bajando antes de presentar un regreso. Un herramienta como la Estrategia de Tendencias (ET) basada en el promedio móvil de 30 días, indica un nivel de recuperación hasta los 39 mil puntos, aproximadamente.

Índice VIX

Estrategas coinciden en definir al VIX como “la medida del miedo o la confianza del inversor”, pues refleja el consenso sobre expectativas (cobertura ante caídas con opciones put). Si los inversores creen que el mercado va a caer, cubrirán sus carteras comprando más puts, y por el contrario, si los operadores son alcistas no comprarán al no ver necesidad de protegerse. En definitiva, descuenta expectativas en un futuro cercano, y en general funciona en sentido inverso al índice. Una cifra elevada (contra su rango histórico) significa que el mercado está anticipando fuertes movimientos o caídas (volatilidad alta en ese horizonte estándar de 30 días). Máximos en el VIX indican que en el mercado hay miedo y pesimismo, mientras que cuando está en mínimos, hay alegría y confianza, y suele coincidir con futuros periodos de subidas. En este sentido, el VIX es un indicador de posibles techos o suelos del mercado a largo plazo, se suele convenir que cuando el índice está por debajo de 20 puntos, señala la posibilidad de un techo, mientras que valores superiores a 40 puntos estaría avisando de un suelo. El nivel actual del VIX es de 26.70, aunque la cifra es mayor al promedio de cinco años, es menor a la señal de 40 puntos.

*Carlos Ponce Bustos es director de análisis y estrategia bursátil del Grupo Financiero BX+.  Contáctalo en cponce@vepormas.com.mx / twitter @CPonceBustos.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s