FONDOS DE INVERSIÓN

Diversificación y accesibilidad

FONDOS DE INVERSIÓN

[Por Gabriela Guerra Rey]

Los fondos de inversión son cada vez más una opción para los inversionistas que tienen poco tiempo y escasos conocimientos sobre el mundo bursátil. Brindan una serie de ventajas importantes que deberías conocer.

Hace menos de dos décadas se crearon las operadoras de fondos de inversión independientes, y pocos años después se independizaron todas de los bancos o casas de Bolsa. Nacía para el mercado nacional de inversiones un nuevo concepto que aportaría una serie de ventajas sustantivas, con especial énfasis en los inversionistas particulares.

A la fecha, los fondos o sociedades de inversión siguen siendo un mundo desconocido para muchos, por tanto, un costo de oportunidad para quienes quieren ver crecer su dinero. Los activos en fondos apenas representan hoy el 9.1% del Producto Interno Bruto mexicano, lo que significa que aún hay un largo camino por recorrer pues, dentro de la OCDE, es de las naciones más atrasadas en impulsar este tipo de instrumentos.

Sin embargo, desde el año 2000, el crecimiento del mercado de fondos ha sido de 654%. Estos son algunos factores que han influido en este crecimiento:

  • Las mejores condiciones políticas y económicas del mercado nacional
  • Una mayor coordinación de los grupos financieros con la autoridad
  • Un enfoque hacia la capacitación de los asesores financieros

Los motivos para invertir en fondos son abrumadores, si tenemos en cuenta la búsqueda de rendimientos constantes, baja volatilidad y una mayor liquidez, virtudes que podemos encontrar en esta opción, sobre la cual tocaremos algunos puntos imprescindibles para ti, pues bien sabemos que “un producto que no se entiende, no se consume”.

Fondos o sociedades de inversión

Se trata de una cartera de valores formada por el ahorro de muchos inversionistas, administrado por un grupo de profesionales. Al participar, te conviertes en accionista de dicha sociedad y obtienes rendimientos según tu participación.

La estrategia es buscar las mejores oportunidades mediante un portafolio que combine diferentes instrumentos, a fin de obtener lo que se considera la verdadera regla de oro: mayor rendimiento con menor riesgo.

Las sociedades de inversión pueden ser de muy diversa índole, sin embargo esta es la clasificación más común:

  • De deuda. Invierten en títulos de deuda emitidos por entidades gubernamentales bancarias y otras.
  • De renta variable. Invierten en acciones emitidas por empresas que participan en los mercados financieros y cotizan en la Bolsa de valores.
  • De Capital. Invierten en acciones de empresas que no cotizan en la Bolsa de valores.

Sin embargo, la mejor estrategia, como ya decíamos, es diversificar tu dinero en sociedades de diferentes instrumentos, para lo que es necesario definir tu perfil de inversionista y conocer los elementos fundamentales del o los fondos en los que vas a poner tu dinero. Ambas cosas se pueden saber con la ayuda de un asesor financiero, ya sea independiente, de una operadora o una distribuidora de fondos.

Prospecto de información

Dentro de cualquier operadora existe un documento denominado “Prospecto de información al público inversionista”. Se trata de un reglamento con la información relevante sobre la sociedad administradora y el fondo de inversión registrado, así como los riesgos asociados a la entidad y a la inversión.

Este documento se actualiza anualmente y ofrece informaciones básicas para asegurar que puedas tomar tu propia decisión para ver crecer tus recursos.

El formato es siempre similar con detalles como denominación social, clave, clasificación, domicilio, vínculos, contactos y denominación de la operadora en cuestión. Por otra parte, debe explicar el objetivo y horizontes de inversión, así como el rendimiento histórico y los riesgos asociados. Informa además sobre la manera de operar de dicha sociedad (cómo se administra y cuál es la estructura de su capital), sin pasar por alto datos como el régimen fiscal que sigue, información financiera relevante, personas responsables y su cartera de inversión.

Sin duda, adentrarse en el mundo de las inversiones es complejo, pero no hay que dominarlo, simplemente basta con comprenderlo, lo cual te aportará mayor tranquilidad y seguramente mejores rendimientos.

¿Cómo evaluar a tu asesor financiero?

El asunto de los asesores suele causar incertidumbre y temores. Hemos sabido de historias sobre los grandes mercados bursátiles (muchas retratadas por el cine estadounidense) donde un asesor hace trizas el capital de los clientes para beneficios propios. Sin embargo, el mundo de la asesoría se hace más competitivo, y si el que tienes no te satisface, podrás buscar otro hasta dar con el indicado. Pero, ¿cómo puedes medir su efectividad o calidad?

Existe un formato que cada operadora o distribuidora suele desarrollar individualmente: un test que junto al conocimiento que tu asesor tiene sobre tu vida, características y metas, le permitirle determinar tu perfil de inversionista.

Aunque hay diferentes clasificaciones, las más comunes suelen ser:

  • Conservador
  • Moderado
  • Agresivo

Inicialmente todo debe implicar riesgo: la institución, los procesos, tú mismo. Es por ello que tu perfil ayuda al asesor para que determine cuáles son los mejores instrumentos para tu portafolios. Pero la eficiencia y transparencia de tu asesor también influye en el desempeño de la inversión, por tanto, para estar seguros, es necesario cuestionarlo también a él.

Te regalamos las preguntas claves para decidir si tu asesor es el la persona que necesitas.

Hazle a tu asesor las preguntas del “Cuál”

  1. ¿Cuál fondo se recomienda para tu perfil de inversionista?
  2. ¿Cuál es el monto mínimo que necesitas?
  3. ¿Cuál es el plazo de tu inversión?
  4. ¿Cuál es el rendimiento esperado para ese plazo?
  5. ¿Cuál es el riesgo asociado a esa estrategia: qué factores pueden influir para que la inversión aumente o reduzca su valor?

La recomendación es que, con esta información, investigues un poco más sobre las empresas e instrumentos y vuelvas a tu asesor con nuevas dudas:

  1. ¿Cómo se compone la cartera del fondo y qué títulos tiene?
  2. ¿Cómo se ha comportado el rendimiento del fondo en los últimos tres años (recuerda que rendimientos pasados no garantizan rendimientos futuros)?
  3. ¿Qué requisitos y documentos tienes que presentar para entrar?
  4. ¿Qué factores del mercado pueden ser más dañinos y qué cobertura tienen contra ellos?

A esto podrás agregar los cuestionamientos que te resulten importante. No lo olvides: ninguna pregunta es tonta ni está de más, y tu asesor debe responder a todas y cada una de ellas. Tú no eres un experto, pero él sí.

¿Por qué invertir en un fondo?

Hemos disertado sobre los pasos para invertir en un fondo, pero te preguntarás, ¿por qué estos son preferibles a otros instrumentos del mercado? A continuación algunas características de los fondos te permitirán apreciar sus ventajas.

  1. No  necesitas ser un experto para invertir
  2. Se puede invertir desde montos muy pequeños (algunas operadoras exigen montos mínimos de $10 mil pesos, a veces menos)
  3. Gestión profesional (tu inversión es manejada por un portafolio manager)
  4. Es un producto altamente regulado por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, por el Banco de México, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, la Asociación Mexicana de Intermediarios Bursátiles y la Bolsa Mexicana de Valores
  5. El manejo de los recursos y el diseño de las estrategias son supervisadas y se apegan a las leyes establecidas: Ley General de Títulos y Operaciones de Crédito, Ley de Mercado de Valores y Ley de Sociedades de Inversión
  6. Son mecanismos de diversificación, por tanto reducen el riesgo
  7. En el caso de los fondos abiertos, la liquidez es inmediata y, en general, poseen más liquidez que otros instrumentos
  8. Las políticas de inversión están previamente establecidas en el prospecto
  9. La información es periódica y transparente
  10. Es sencillo conocer el rendimiento porque ya están descontadas las comisiones y los impuestos a retener (según sea el caso)
  11. Un inversionista pequeño o mediano no siempre está en posición de adquirir unitariamente instrumentos del mercado de valores, pues los montos mínimos suelen ser elevados, en cambio en una sociedad los recursos se suman a los de otros, ampliando las opciones de valores bursátiles considerados

“El mundo de las sociedades de inversión se ha dinamizado en nuestro país. Si bien ocupan en activos menos del 10 % del PIB, podrían llegar a conquistar el 35%”, opina Juan Carlos Pelayo, director adjunto de la distribuidora de fondos Allianz Fóndika. Para este especialista, uno de los principales factores de riesgo son los clientes mismos, que suelen cambiar de planes antes del período previsto como horizonte de inversión.

Sin embargo, Pelayo se muestra optimista sobre el futuro de los mercados de fondos, pese a las claras complicaciones que estamos observando en Europa y Estados Unidos. Sus recomendaciones en la actual coyuntura se dirigen hacia las economías emergentes y especialmente a México, ya que nuestro país posee fortalezas macroeconómicas importantes y despierta el apetito de los inversionistas internacionales. “En este sentido, recomendamos invertir en los corto y mediano plazos en deuda, temiendo que los mercados de capitales, aunque atractivos hoy, van a estar inestables por las elecciones de julio próximo”, agrega.

Por su parte, el grupo financiero BBVA Bancomer, recomienda invertir en fondos con portafolios de renta variable, para aquellos que tengan el perfil más agresivo, aunque no más del 50% en instrumentos con alto riesgoso. Adicionalmente privilegian a fondos estadounidenses, los mercados asiáticos y los bonos de deuda latinoamericanos.

¿Operadora o distribuidora?

Los fondos de inversión pueden ser ofrecidos por una operadora y también por una distribuidora, ambas brindan el mismo servicio pero no son iguales:

  1. Una operadora de fondos de inversión opera fondos propios
  2. Una distribuidora de fondos de inversión, oferta los fondos de terceras empresas (no posee fondos propios, pero tiene acceso a los de diversas operadoras)

Las distribuidoras son una alternativa que ha desarrollando el mercado: especializa más el trabajo de las operadoras y se encargan del enlace de estas con los clientes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s