Los efectos de la guerra de divisas

El tipo de cambio aún con riesgos

Los efectos de la guerra de divisas

[Por Matiana Flores]

Mario Copca, estratega especialista de MetAnálisis.

El mercado de divisas incluye toda una gama interesante de opciones. No todo es el mercado Forex, y con el objetivo de identificar cada una de ellas, así como las monedas extranjeras que presentan las mejores expectativas para 2012, Mario Copca, estratega especialista en divisas de la consultora Metanálisis, conversa con Inversionista.

Desde hace varios meses se alerta sobre la guerra de divisas. ¿En qué consiste y cómo afecta a las inversiones?

La guerra de divisas consiste en depreciar las monedas para hacer más competitivas las exportaciones. En ese sentido el inversionista sí puede sufrir un impacto negativo por el efecto que causa la posibilidad de apreciación del tipo de cambio sobre la inflación. Sin embargo, con una recesión reciente y el riesgo de que se susciten nuevas caídas económicas en medio de la volatilidad financiera que ha imperado en los últimos meses, se moderó el incremento en la inflación.

En la última reunión del G20 –primera semana de noviembre–, se acordó avanzar hacia una política de cambios flexibles. China apoyó la resolución, aunque el problema con ese país es que, a pesar de la disposición que muestra, no siempre cumple con lo que dice. No obstante, la resolución del G20 podría significar un punto de inflexión que permita un cambio en la economía internacional, tipo Bretton Woods, lo que queda por saber es cómo lo van a hacer.

¿Incidirá este acuerdo en la rentabilidad de quienes invierten en divisas?

Es más fácil encontrar alternativas de inversión en los mercados de divisas basándose en los fundamentales (tipos de cambio flexibles). Hoy, desafortunadamente, los fundamentales de estos mercados de divisas no están reaccionando tanto, más bien están corriendo los flujos de divisas de un lado a otro, para buscar operaciones de carry trade, que significa pedir prestado en países que ofrecen tasas de interés bajas para invertir en otros con tasas más altas.

La compra de este diferencial de monedas es la que está favoreciendo este comportamiento de las divisas. Por ejemplo, ya tenemos una caída importante en el precio del dólar index –una canasta de divisas que dan referencia al valor del dólar– y esto hace que sean muy baratas algunas monedas. Japón acaba de poner algunas medidas para frenar la apreciación del yen. Este país se ha visto sumamente afectado porque la mayor parte de sus ingresos los obtiene de sus exportaciones y su moneda se ha apreciado casi 97%. Mucho de este movimiento se ha dado por operaciones de carry trade. De hecho, Japón y Suiza estaban financiando este tipo de operaciones y, poco a poco, han sido reemplazados por el dólar. Sobre todo a partir de la crisis de 2008, que provocó que Estados Unidos bajará su tasa de interés a un rango de 0 a 0.25%.

El presidente de México dijo en el G20 que no se valía modificar los tipos de cambio artificialmente. Sin embargo, nuestro país influye de alguna manera sobre el valor del peso.

El tipo de cambio es una variable de impacto, es decir, si surge una mala noticia el tipo de cambio reacciona inmediatamente y traslada sus efectos al comportamiento de las tasas de interés. Es un ciclo del que no se pueden desligar tan fácilmente las monedas y al que están expuestas todas las operaciones cambiarias. Por eso, sí puede haber cierta manipulación, sobre todo por los grandes fondos internacionales de inversión.

Cabe destacar que en esta última crisis no se ha visto la intervención de grandes fondos y es difícil que puedan intervenir en este momento porque el Banco de México (Banxico) tiene políticas de intervención directa en el mercado cambiario que aún están vigentes. De hecho, ésta es una de sus responsabilidades, además de controlar la inflación. En la crisis de 2008, Banxico tuvo que implementar medidas para evitar que los especuladores aprovecharán la incertidumbre y depreciarán más al peso. Hoy no ha sido así, pero si Banxico ve que las condiciones no son las de un funcionamiento normal, puede intervenir directamente en el mercado. Hoy las condiciones en México son las de un mercado más flexible, mucho más atento a las condiciones internacionales.

¿Cuál es la perspectiva para el tipo de cambio euro/dólar en 2012?

El euro va a tener un movimiento alcista importante y probablemente lo veamos entre $1.58 y $1.60 dólares. El euro es una buena oportunidad, no hay que olvidar que una parte importante en la toma de decisiones de inversión con divisas es tratar de anticiparse. Obviamente, eso depende del riesgo que cada persona esté dispuesta a asumir. Conociendo el riesgo que pudieras tener, yo creo que vale la pena hacer algún tipo de inversión esperando el factor sorpresa, que en este caso podría ser una solución a los problemas de la zona euro. Pero, siempre se debe tener un plan “B” que permita decidir qué hacer en caso de que las condiciones no funcionen tal y como se tenía pensado. En este caso, yo creo que las condiciones van a ser las más favorables para salir adelante de esta crisis de la eurozona.

¿Qué podemos esperar para el yuan y la libra?

La fluctuación que tiene el yuan es bastante moderada y no hay que esperar que tenga una apreciación muy fuerte. Creo que lo más que podrían hacer es abrir un poco más las bandas de fluctuación pero aun así la apreciación va a ser limitada.

La libra ya tuvo una caída bastante importante. Todos los problemas que traen por déficits fiscales han sido graves, pero aparentemente hoy está bajo control. Tienen políticas monetarias que pueden aplicar más fácilmente que los políticos de la zona euro, porque son un solo gobierno que no debe ponerse de acuerdo con un grupo. De hecho, Mario Draghi acaba tomar la presidencia del Banco Central Europeo (BCE) y llegó con un sorpresivo recorte en las tasas de interés en la zona euro para tratar de estimular a la economía de la región. Creo que por el momento no tiene tanto problema Inglaterra con su moneda y, por tanto, también debería tener una recuperación.

En México se anticipa un próximo recorte de las tasas de interés. ¿Cómo afectaría la paridad del peso?

Nuestro país tiene la solidez en sus cifras macroeconómicas que no tenía desde hace muchos años: inflación controlada y crecimiento de 4% (que no es el óptimo, pero sí bastante bueno en estas condiciones). No tiene problemas de deuda de corto plazo, ha logrado refinanciar su deuda de largo plazo y creo que podemos ver un tipo de cambio que busque la zona de los $12.5 a $12.6 pesos. Banxico hizo énfasis en su último comunicado y dejó la puerta abierta para nuevas bajas en sus tasas de interés y además dejo entrever que una apreciación del tipo de cambio podría detonar esta medida para frenar una burbuja en la parte del mercado cambiario que únicamente reacciona a la parte especulativa sobre el peso mexicano. Allí sí podríamos ver un freno a la presión en el tipo de cambio, mas no una depreciación importante, porque los fundamentales para México son sólidos.

Quizá Banxico percibe que puede haber flujos que están esperando a que se calmen las aguas europeas para entrar al mercado local. En Chicago hay operaciones del mercado de futuros que poco a poco están incrementando su volumen durante este periodo de recesión. En estas últimas semanas se ha incrementado el número de contratos negociados y esto, de algún modo, expresa que hay interés en operar la moneda mexicana. Hay que recordar que los grandes inversionistas, los grandes especuladores, suelen anticiparse a los movimientos del mercado.

¿Cómo se percibe al peso como opción de inversión en portafolios globales y emergentes?

A nivel de mercados emergentes es una de las tres monedas más negociadas y una de las más atractivas por nivel de tasas y porque es muy flexible en los mercados internacionales a través de operaciones forwards y futuros. Tenemos muchas opciones para invertir en el peso mexicano y yo creo que estamos siendo una moneda fuerte respecto al resto de los países emergentes.

En cuanto a mercados o grandes economías también somos una buena opción porque tenemos tasas de interés todavía altas (4.5%) e incluso si Banxico las bajará a 4% continuarán siendo atractivas, comparada con las que tiene Estados Unidos u otras economías que tienen una inflación mayor a la que tenemos aquí.

Creo que podemos esperar un periodo de estabilidad cambiaria (me refiero a que no vamos a ver una gran depreciación y tampoco una gran apreciación). Vamos a estar fluctuando alrededor de los $13 pesos por billete verde. Para 2011 estimamos que el dólar esté en $12.98 pesos y el próximo año lo cierre en $13.80, lo que es una depreciación bastante moderada.

¿Qué monedas no deben faltar el próximo año en un portafolio de inversión?

Debemos tener al euro, una moneda que ha estado bastante afectada. El dólar australiano, el rand sudafricano y, por supuesto, el peso mexicano. El dólar australiano y el rand son monedas que se mueven a la par del peso mexicano y que sirven para resguardar los flujos de las operaciones de carry trade.

¿Cuál es la mejor manera de invertir en divisas?

Eso depende del tipo de inversionista que seas. Por ejemplo, los grandes fondos buscan tomar rendimientos por todas partes: una apreciación de la moneda, la ganancia en activos de renta variable, las tasas de interés e incluso a través de operaciones apalancadas. Esta última es la operación más agresiva que puede haber y deben hacerla las personas más calificadas. Un inversionista conservador debería estructurar su portafolio considerando invertir una parte en el mercado de deuda, otra parte más pequeña en renta variable y, dependiendo del riesgo que desee asumir, orientarse hacia las monedas mencionadas.

En las operaciones apalancadas ubicamos al Forex. ¿Qué perfil debe tener un inversionista para invertir en esta opción?

El Forex es el mercado más riesgoso que puede haber, por dos razones:

  1. El nivel de apalancamiento, que puede ir hasta 100 veces cada punto negociado.
  2. En el caso particular de México, la falta de regulación.

He conocido casos reales de empresas que se dedican a este tipo de operaciones y que desaparecen de forma súbita. Precisamente por este riesgo las autoridades mexicanas no tienen en consideración a esas empresas como entidades reguladas. Generalmente suelen operar en países asiáticos o exóticos que tienen una regulación distinta. Sí están reguladas, pero para entrar en un pleito con ellos hay que acudir a instituciones internacionales y es un tema bastante complejo que no es para cualquier persona, sino para especialistas del más alto nivel.

¿Cuáles son tus recomendaciones para invertir en el mercado de divisas?

Es importante tener conocimiento de los mercados, informarse y acercarse a lecturas de tipo financiero que permitan mejorar todo el conocimiento en términos tanto económicos como financieros, y de estructuras en los países.

Debes saber en qué moneda estás invirtiendo, conocer los riesgos de cada país o región; pero, sobre todo, creo que vale la pena acercarse a gente especializada que está todos los días al frente de los mercados, tienen experiencia y han pasado por varias crisis, por lo que de algún modo tienen más herramientas para actuar frente a cualquier adversidad. Esto te evitará caer en riesgos que podrían ser mayores.

* Entrevista realizada en noviembre de 2011.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s