ÁNGELES Y DIABLOS

Ganas a favor y ganas en contra…

ÁNGELES Y DIABLOS

[Por Roberto Aguilar]

Sólo por su nombre podría pensarse que se trata de una novela que narra la eterna lucha entre el bien y el mal, pero en realidad nos referimos a una nueva categoría de instrumentos financieros que sirven para complementar una estrategia de inversión, porque permiten tomar ventaja del comportamiento futuro del Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) o bien proteger el patrimonio ante variaciones abruptas de este indicador bursátil.

Aunque con muy poca promoción, en octubre del año pasado Protego Casa de Bolsa colocó en el mercado mexicano dos productos llamados smartshares. Se trata de una nueva plataforma de Exchange-traded Funds (ETFs), conocidos en México como Títulos Referenciados a Activos (TRACs), que son instrumentos que reproducen el comportamiento de un índice específico, en este caso el IPC. Los títulos que se emitieron se catalogan como “ETFs de Tercera Generación”, por lo que solamente pueden ser adquiridos por inversionistas institucionales como bancos, afores, aseguradoras, afianzadoras y sociedades de inversión, además de los inversionistas calificados. La inversión mínima requerida es de $2.5 millones de pesos, resultado de multiplicar 100 mil certificados por $25 pesos, precio al que fueron colocados en la Bolsa.

Como veíamos en la edición anterior, los ETFs son fondos abiertos, listados en la BMV como si fueran acciones individuales de una empresa. Su ventaja es que con la compra de un solo título los inversionistas adquieren portafolios compuestos por un grupo de acciones representativas de un sector o de un índice accionario. También hay los que invierten en commodities y en otros subyacentes. Su objetivo es replicar el comportamiento de esos subyacentes.

Los ETFs se pueden clasificar, por su grado de sofisticación, en cuatro generaciones:

  • Primera Generación: Son los más elementales y abarcan a los instrumentos referenciados a índices de renta fija o variable.
  • Segunda Generación: Corresponde a los que están ligados al comportamiento de materias primas o divisas.
  • Tercera Generación: Ofrecen el doble, triple, doble del inverso, etcétera, del rendimiento del subyacente.
  • Cuarta Generación: Son instrumentos que se basan sólo en algoritmos matemáticos.

La categoría que puso en circulación Protego ofrece dos instrumentos que combinan el doble y el inverso del índice al que están referenciados, y que se conocen como Diario Doble (DDBol) y Diario Inverso (DIBol), y están compuestos por las 37 emisoras que integran el IPC. El primero se bautizó como Ángel (ANGELD) y ofrece un rendimiento porcentual diario equivalente al doble del rendimiento porcentual del IPC. Por ejemplo, cuando el principal índice de la Bolsa gana 1%, el rendimiento de ANGELD, antes de gastos y comisiones, es de 2%. ¿Interesante? Prepárate para conocer al Diablo…

La contraparte del Ángel es el Diablo (DIABLOI), que es un inverso y opera en contra de su subyacente, es decir, cuando el índice del mercado sube 1%, el instrumento pierde -1%. De igual forma, cuando el indicador pierde, el ETF gana en la misma proporción.

Estos instrumentos combinan una estrategia de derivados (en este caso futuros) que, debemos recordar, son también instrumentos financieros sofisticados que dependen de otros productos que toman como referencia (como materias primas, acciones, bonos, índices accionarios, etcétera) y que se utilizan para proteger los portafolios de inversión de fluctuaciones en los precios de los títulos o subyacentes. Por ello, con los instrumentos derivados es posible garantizar determinados porcentajes a ganar en un portafolio, y en un plazo previamente establecido, o tener topes fijos de pérdidas.

En los casos de Ángel y Diablo, éstos operan sobre el comportamiento del IPC y al mismo tiempo limitan la pérdida potencial de la inversión que puede ser hasta del monto inicial. En una estrategia conservadora se pueden utilizar ambas opciones, con lo que se genera una cobertura natural que puede modificarse todos los días, porque los instrumentos ofrecen la flexibilidad para aprovechar los movimientos al alza o a la baja del mercado en el corto plazo, facilitando así la administración diaria de riesgos de los portafolios a los que están ligados.

¿Vence el bien o el mal?

El patrimonio del fideicomiso que puso en circulación estos títulos está compuesto básicamente por NAFTRAC02, un instrumento emitido por Nacional Financiera en 2002, que busca replicar los resultados de inversión del IPC. El NAFTRAC también es un ETF que cotiza en la BMV y es uno de los instrumentos de mayor bursatilidad en el mercado mexicano, con activos superiores a $67 mil millones de pesos y contratos de futuros sobre el IPC que cotizan en el Mercado Mexicano de Derivados. Este activo es básico para lograr emular con certeza el comportamiento del IPC.

Como veíamos, una de las principales características de ANGELD y de DIABLOI es su liquidez, porque pueden operarse tanto en el mercado primario como en el secundario. En este último, el precio lo determina la oferta y demanda que el instrumento tenga en la Bolsa. Y en el caso del mercado primario, el número de títulos en circulación puede subir o bajar gracias al proceso de Creación y Redención, considerado en el diseño del instrumento para hacerlo más atractivo. Esto significa que si algún inversionista quiere comprar cualquiera de los dos ETFs lo hace conforme el precio teórico de referencia, que permite crear o redimir Unidades Mínimas para adquirir o vender los certificados al precio teórico, cuando sea más conveniente.

Rendimientos

En cuanto a rendimientos, el caso de ANGELD, el rendimiento acumulado que ha obtenido desde su colocación (del 26 de octubre de 2010 al 27 de abril de 2011) es de 5.88%, aunque en lo que va del año ha reportado resultados negativos, con una pérdida de -10.88%.

Por su parte, el rendimiento total acumulado de DIABLOI sólo ha sido positivo del 1 de enero de 2011 a la misma fecha de abril, logrando una ganancia de 3.6%. Sin embargo, en su valuación total desde el inicio de operaciones presenta una minusvalía de -4.48%. De ahí la importancia del conocimiento que se tenga sobre el mercado bursátil, ya que los beneficios se obtienen cuando ANGELD puede aprovechar los movimientos al alza del índice, y cuando DIABLOI capitaliza sus pérdidas.

Cuándo ser diablo y cuándo ángel

Por definición, una estrategia pasiva busca obtener una ganancia equivalente al índice subyacente, y no superarla, para eliminar el riesgo de tener pérdidas. Por ejemplo, en periodos de baja volatilidad en el mercado, y con una tendencia de corto plazo, se sugiere entrar con DIABLOI, pero sobre todo cuando hay una perspectiva de caída del IPC, porque el Diablo permite al inversionista tomar una posición corta sin necesidad de comprar algún instrumento derivado, y además, con una salida flexible de las posiciones que se tomaron.

Pero si el objetivo es superar los rendimientos del subyacente, entonces hay que adoptar una estrategia activa que se base en los análisis fundamental y técnico que proporcionan señales para entrar o salir de algún instrumento, para buscar la mayor rentabilidad posible (que de paso también aumenta el riesgo). La combinación de DIABLOI y ANGELD forma parte de este tipo de estrategia, ya que el momento en que se encuentre el promedio móvil del IPC en el corto o largo plazo, se sugiere precisamente la inversión o desinversión en estos instrumentos. Por ejemplo, cuando el promedio móvil de corto plazo está por debajo del promedio móvil de largo plazo, conviene invertir en ANGELD, y cuando sucede lo contrario es momento de entrar con DIABLOI.

Otra opción es aplicar el llamado Índice de Fuerza Relativa, o RSI, que identifica los momentos de sobrecompra o sobreventa del mercado. En el primer caso se debe entrar con ANGELD, mientras que para  los periodos de sobreventa, que generan una baja del mercado, se debe invertir en DIABLOI.

Así, la próxima vez que escuches sobre el ángeles y demonios, recuerda que son instrumentos financieros que permiten ampliar tus posibilidades de diversificación de portafolio de una manera más directa.

Duelo celestial: las ventajas

1)    Mediante una sola operación los inversionistas pueden participar en una canasta compuesta por un amplio número de acciones, lo que también reduce considerablemente los costos de administración y las comisiones.

2)    El inversionista no sólo puede realizar operaciones en el mercado secundario, sino que obtiene rendimientos por el instrumento mismo o por la liquidez de los activos subyacentes que componen el ETF.

3)    Ángel y Diablo están listados en la BMV y todos los días puedes conocer los movimientos del subyacente y el precio teórico de referencia, que es similar al valor de todos los instrumentos de la cartera, lo que permite realizar arbitraje (pasar de Ángel a Diablo) cuando el precio del mercado es más atractivo, o viceversa.

Anuncios

4 pensamientos en “ÁNGELES Y DIABLOS

  1. Seria interesante que mostraran las claves de pizarra de los ETF’s de cuarta generación y adicionalmente a ello los prospectos o la fuente en donde pueden ser consultados como en el caso de los fondos de Inversión el AMIB

    Saludos
    MAF Andrés

  2. De hecho cualquier inversionista puede comprar Angeles y Diablos, no solo los calificados. Lo investigue con Actinver y si se puede, luego investigué con Blink y la historia fue la misma, si se puede comprar-vender estos instrumentos por cualquier persona.

    • En efecto, Fernando, estos títulos están disponibles para todo el público inversionista, sin embargo, por su sofisticación es importante que se entienda claramente su funcionamiento, ya que son instrumentos recomendados para inversionistas más avezados (con poca sensibilidad al riesgo).
      ¡Saludos!
      Dr. Milton

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s